Una insólita noticia le viene dando la vuelta al mundo en los últimos días. Se trata del caso de Miranda Eve’, una niña hallada en mayo del 2016 mientras unos obreros refaccionaban el garaje de una familia en el condado de Richmond, San Francisco.

Encuentran Niña con más de 140 Años

Cuando los trabajadores hallaron el pequeño ataúd y lo abrieron se encontraron con el cuerpo intacto de una niña aproximadamente de tres años. Una rosa roja aún permanecía en su mano y su piel y pelo estaban en perfectas condiciones. Habían pasado nada menos que 145 desde que murió.

La casa donde fue encontrada pertenece a Ericka Karner. Antes había sido parte del viejo Cementerio Odd Fellows, que en 1920 fue trasladado. Todo indica que se olvidaron del ataúd de Miranda.

Pronto los Karner y sus vecinos iniciaron una campaña para realizar un nuevo entierro, descubrir quién era y así poder contactar a algún familiar para darle el último adiós. Es allí que la bautizaron como Miranda Eve. Nada menos que 140 personas asistieron a su funeral en junio del 2016.

Sin embargo, la investigación no se detuvo. Elissa Davey, genealogista y fundadora del Proyecto Jardín de la Inocencia, rastreó su historia por un año. Finalmente, con los registros históricos del Cementerio Odd Fellows y los estudios de ADN de Miranda, pudieron revelar el misterio. El verdadero nombre de la niña era Edith Howard Cook.

Con su identidad, rastrearon su árbol genealógico. Era hija de Horatio Nelson y Edith Scooffy Cook. Asimismo descubrieron que murió el 13 de octubre de 1876 a los dos años, diez meses y 15 días. ¿La causa? Pues marasmo, un término utilizado en aquella época para nombrar a una grave desnutrición. Lo más probable es que haya sido víctima de un virus infeccioso que atacó a su sistema inmune.

La información sobre su familia permitió que encontraran también a su único descendiente vivo. Peter Cook, quien vive en el Condado de Marin en Bay Area y era el bisnieto de Milton H. Cook, el hermano mayor de Edith.

Con la nueva información, los Karner y el Jardín de la Inocencia están planeando celebrar un tercer servicio funerario el próximo 10 de junio. Esperan cambiar el nombre de Miranda Eve, elegido por las niñas Karner, por el verdadero: Edith Howard Cook.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.